Del edredón al papel de lija.

También hoy escribo desde lejos de casa. Estoy en un país nórdico que se caracteriza por ser quizás, el país más igualitario del mundo. Un pequeño paraíso donde todo es perfecto. Donde la gente trabaja poco, pero le rinde mucho. Parece que no hay pobres y parece que no hay problemas. Todo el mundo parece ser completamente feliz y en sintonía con la naturaleza. Pero no cuento más, porque para eso está mi compañero de viaje. Tampoco es plan de pisarle la historia. Además, estoy deseando ver cómo la cuenta.

Total, que rebuscando rebuscando, he caído en la cuenta de que hay un fotógrafo local que merece la pena ser reseñado. Digo lo de siempre, los que ya le conocen que no rechisten, que aquí, a lo que nos dedicamos es a facilitarle un poco la investigación a aquellos que no lo saben todo.

Como en este lugar en el que estoy todo el mundo es muy feliz y no les falta de nada, parece que Marcus Bleasdale, que es como se llama el fotógrafo al que me refiero,  decidió visitar aquellos lugares donde la gente es más infeliz y donde les falta absolutamente de todo. Kenia, Uganda, Azerbayan, Somalia… los sitios más peligrosos del mundo. Hasta se ha atrevido con Londres o Nueva York. La verdad es que tiene mucho mérito. Mirad en su página web todas sus historias, que están muy bien. Está muy bien que alguien las cuente. Está muy bien que alguien que podría vivir como un pachá malcriado en su país de ensueño, se dedique a ensuciarse las botas en los charcos más sucios del mundo. Su fotografía es muy periodística, claro. Muy clásica; muy de grandes angulares y expresionismo emocional. Cuando leáis su biografía no le tengáis en cuenta el tono ligeramente vanidoso. La autopromoción es un arte muy muy difícil. A Marcus le representa VII, claro está. En la página de VII encontraréis más historias aún. La de la Orquesta Sinfónica Congoleña me encanta. Y en Mediastorm encontraréis el magnífico audiovisual The Rape of a Nation, que aunque ya tiene un tiempito, marcó algunos de los estándares que luego se han seguido utilizando a menudo.

En su página web vereís tambien algunos podcasts, que si bien contienen fotos muy impactantes y llenas de contenido, sin embargo son un poco tostón. Un poquito pase de filminas, como decían los que ya eran viejunos hace 20 años.

Marcus Bleasdale es un fotógrafo que merece la pena ser reseñado se encuentre uno donde se encuentre. Pero estos días, que estoy paseando por su ciudad, viendo cómo viven sus conciudadanos, me apetece dedicarle un pequeño aplauso por haber sido capaz de abandonar en su edredón nórdico y haberse puesto en su lugar, un trozo de papel de lija mojado en agua sucia.

8 comentarios to “Del edredón al papel de lija.”

  1. Ezequiel Says:

    me quede con la duda de donde estas, cual es ese pais del que hablas? Noruega/Oslo ?…

  2. Alvaro-Acevedo Says:

    Es Suecia? :p

  3. sottoacqua Says:

    Yo voto por Noruega, pero una ciudad más pequeña que Oslo… :p

  4. sottoacqua Says:

    Mentira, voto por Oslo, que Marcus es de Oslo y nos hablas de él, pues estarás en Oslo, no?

  5. carlos de la calle Says:

    he hecho los deberes, carlos, fantástico trabajo, gracias de nuevo por estos “descubrimientos”

  6. carlos de la calle Says:

    …está en Oslo, voto yo con informacion de primera mano

  7. Ezequiel Says:

    oslo, decime como hago para ir a vivir ahi… disppnible desde mañana para viajar y vivir alli

  8. Luis Belmonte Says:

    Me gusta esa repetición del parece….

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: