Jugando a favor del otro.

En la red hay miles de fotógrafos y editores que se pasan la vida rastreando blogs y netzines en busca de autores. Buscan inspiración, consuelo, motivos para cabrearse o simplemene son adictos a lo nuevo. Se montan votaciones, rankings, grupos y grupúsculos avalados por las minitribus. 

De un comentario dejado por un anonimo en el blog de A Photo Editor, salió un link que llevaba al link de este tipo, Phill Toledano, que es un fotógrafo interesante y yo diría que hasta es una persona interesante. Fue director de Arte en una agencia. Lo dejó. Ahora hace maravillosos proyectos fotográficos personales o comerciales. Su página Web es una delicia de dirección de arte y sus historias son poesía pura. Recomiendo Phonesex por la simple belleza de la realidad dicha en la cara y Days with my father como el mejor ejemplo que he visto hasta ahora de trabajo íntimo con un progenitor enfermo. Con estas premisas, que configuran casi un subgénero, se han perpetrado decenas de proyectos abusivos, morbosos, poco respetuosos o simplemente descuidados. Este de Phill Toledano es amable, íntimo, respetuoso, y bien hecho. A todos los que tenéis un padre enfermo: no lo fotografiéis de cualquier manera para llevaros un premio. Pensadlo varias veces antes y mirad este extraordinario trabajo, que también vale como ejemplo para todos de cómo se puede retratar a una persona necesitada, pero jugando a su favor en vez de al nuestro.

Un artículo agridulce para esta mañana de lunes, pero no siempre estamos de fiesta, ¿no?

Imagen 1

7 comentarios to “Jugando a favor del otro.”

  1. Sofía de Juan Says:

    como siempre una nueva fuente de inspiración absolutamente conmovedora. Ahora que yo estoy en plena faena, en los pisos de acogida, Phill ha sido una injeción de sensibilidad y energía que no voy a pasar por alto….. Efectivamente, Days with my father es un trabajo simplemente exquisito.La foto del globo en la silla de ruedas me ha hecho llorar…. Gracias.

  2. Jose Rojas Says:

    Hace tiempo que encontré de casualidad la pagina de Toledano, y debo de decir que su trabajo “Days with my father” destila amor y respeto por todas sus fotografías, aparte de la elección estética de las imágenes, las cuales me parecen interesantes (sobre todo la elección de lo que parecen objetivos descentrables).

    Por cierto, Carlos, muchísimas gracias por este blog. Llevo un tiempo leyéndolo y es un soplo de aire fresco entre las muchas paginas que veo. De nuevo, gracias.

  3. ella Says:

    Es impresionante la fuerza de lo auténtico; imagen y palabra. Detalles que me han hecho revivir con mucha dosis de ternura años muy parecidos.
    Muchas gracias a Carlos y a Phill por conmoverme.

  4. Teresa Says:

    Days with my father. Es una auténtica belleza.
    Inspiran mucho, sabiduría, dureza y ternura a la vez, respeto, amor, experiencia, dramatismo, pero sobre todo VIDA….
    Me ha encantado el artículo Carlos, nuevamente bellísimas y conmovedoras fotografías sobre una temática difícil que roza mi favorita-la vejez.
    Phonesex, auténtico.
    Gracias por descubrirme a Toledano y por seguir al pie del cañón!

  5. spottorno Says:

    Sofía, ánimo para tu proyecto, que es bueno y difícil.

    José, yo diría que es más bien una profundidad de campo mínima por diafragma abierto. Se ve que hay poca luz en general. Además los objetivos descentrables producen un desenfoque distinto y son casi imposibles de usar en movimiento. Aún así, gracias por tus comentarios. Se aprecian de verdad.

    Ella, el 18 de Mayo siempre trae recuerdos.

    Teresa, la vejez es también para mí un tema fascinante, Descuida, si tenemos suerte, lo acabaremos conociendo a fondo. :)

    Gracias a todos por dejar huella.

  6. Jose Rojas Says:

    Tienes razón Carlos, después de leer tu respuesta estuve observando detenidamente las fotos y es mucho mas acertado que halla estado usando objetivos con diafragmas muy abiertos (por el ángulo de visión que tienen ¿Quizás sean un 50 mm?) que objetivos descentrables.
    Esto es la maravilla de la fotografía en internet, el poder aprender de la observación propia, pero sobre todo, de la de los demás.
    De nuevo gracias por esta pagina.

    PD: ¿Sabes si este trabajo de Toledano esta publicado como libro?

  7. leumos Says:

    No entiendo de técnica, pero sí entiendo de las reacciones de mi cuerpo, y con “Days with my father” se ha vuelto loco.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: