Corea del Norte es muy divertida si se mira bien.

Hay un fotógrafo francés muy peculiar. Se llama Philippe Chancel y su trabajo es ecléctico y difícil de clasificar. De lo que estoy seguro es de que se trata de un artista. En este ensayo sobre Corea del Norte descubrimos que Corea no es tan aburrida como dicen. De hecho es para troncharse. En el libro correspondiente editado por Thames & Hudson voy pasando las páginas y se me va abriendo la boca hasta el suelo, según voy descubriendo ese mundo tan ridículo como impresionante. Hay que tener en cuenta que en Corea del Norte no es posible hacer fotos libremente. Las visitas son en grupos muy reducidos y siempre hay una especie de monitor que vigila lo que se fotografía y lo que no. Lo maravilloso de este libro es que presenta un mundo perfectamente ordenado y limpio. Avenidas monumentales sin coches, salas de estudios audiovisuales como de Star Treck y oficiales militares que parecen clicks.

Lo gracioso del asunto es que los coreanos permiten que se fotografíen todas esas escenas ridículas, llenos de orgullo y convencidos de que el visitante extranjero quedará boquiabierto ante la eficiencia y perfección norcoreanas.

Este libro me ha hecho reflexionar sobre la naturaleza del documental social como género. Lejos de las tendencias oscurantistas y dramáticas de la tradición documental estilo Magnum, Philippe Chancel, con su cándido y maravilloso uso de la luz y una fina y contundente ironía, consigue, en las propias narices de los oficiales de vigilancia norcoreanos, hacer una feroz crítica de guante blanco, sin alzar la voz ni un poquito.

Una respuesta to “Corea del Norte es muy divertida si se mira bien.”

  1. Salva Says:

    Hola,

    He descubierto este blog recientemente y me parece realmente interesante.
    Gracias por tus aportaciones.

    Comentar sobre este post en particular, nose si conoces el trabajo de Charlie Crane (www.charliecrane.co.uk) sobre Corea del norte. Tiene un enfoque parecido, en cuanto a fotografiar de una manera irónica esa extraña sociedad, sin entrar en fotos oscuras y drámaticas como bien tu comentas. Aparte de alguna similitud formal, aunque Crane juega más con los espacios vacíos. Aparte de las distintas cámaras que han usado uno u otro que ya le dan un aire bastante diferente.

    A mi personalmente me gusta más el de Crane, quizás por su estética más cuidada.

    Un saludo,
    Salva.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: